LA ELEGANCIA DEL PINGÜINO: Manuscrito Encontrado en una Botella

viernes, 11 de junio de 2010

Manuscrito Encontrado en una Botella


Manuscrito encontrado en una botella:

"Hola camaradas librer@s,

Aquí estoy, disfrutando de mi retiro vacacional, ataviado con unas bermudas de motivos hawaianos, un daiquiri en mano diestra y mis queridos apuntes en mano zurda. Es verdad que mi flexo no calienta tanto como el tórrido sol filipino, pero siempre puedo consolarme alzando la vista y contemplando la preciosa pared de mi habitación...¡dios! soy tan feliz...

El problema de tanto disfrute desenfrenado es que estoy empezando a liar churras con merinas, o mejor dicho, romanos con cartagineses, napoleones con murats, picassos con dalíes...¿De verdad hace falta estudiar 72 temas para ser profesor? ¡Por favor!¡Pero si todos sabemos a lo que se dedican los profesores durante su jornada laboral: ¡arrascarse la barriga y quejarse mucho! ¡Eso sé hacelo yo perfectamente! ¿Por qué no nos evalúan de eso en la oposición? Qué injusta es la vida...

Cambiando de tema, os comunico que he decidido no volver a afeitarme hasta mi retorno al trabajo. Lo hago como una especie de retiro espiritual, para sentir que empleo el 100% de mi energía en cultivar mi intelecto. Además, así consigo un aspecto externo rollo 'montaráz' ("gitanillo" para mi madre), una mezcla entre Aragorn y Obi-Wan Quenobi que quiero creer me hace sumamente atractivo para las féminas.

Os hago saber tembién, que mi ambicioso proyecto de escribir una saga intergaláctica-medieval de Highlanders erótico-festivos ha cobrado estos días más fuerza que nunca. A los títulos anteriores que ya concéis (El Señor de los Highlanders, el Highlander Contraataca, El Retorno del Highlander, La Amenaza Highlander, Highlander el último...) añadid ahora El Indomable Highlander. De momento me reservo las líneas maestras de su argumento, no vaya a ser que me robéis la idea...

En fin, no quiero entreteneros mucho, que nunca se sabe cuando puede aparecer un mistery shooper por la tienda. Quizás ahora tengáis a uno delante de las narices...¿Quién sabe? De hecho, últimamente he madurado una idea que llevaba tiempo rondando mi cabeza: creo que nos han puesto un "controlador" permanente para comprobar en todo momento nuestro nivel de eficiencia. Es más, tengo sobradas pruebas para sospechar que el susodicho es un asíduo de la librería conocido por todos. Sólo os diré sus siglas (como en el Tomate): M.A. Que cada uno saque sus propias conclusiones...

Lo dicho, no os molesto más, seguiré aquí disfrutando de la vida como sólo los estoicos sabemos hacerlo. A ver si tengo un poco de suerte y puedo celebrar el ascenso del Sporting antes de volver al trabajo. He pensado qua ya que no dispongo de tiempo material para festejarlo en condiciones con un baño en la playa, podría tirarme en bomba en la fuente de Begoña como celbración de nuestra vuelta a primera. ¿Alguién se apunta?

Bueno, pues eso es todo amigos, no olviden vitaminarse y mineralizarse; hagan un poco de "facing" en mi honor, unas cuantas pirámides escalonadas con tirabuzón y medio invertido, quemen unos pocos (o muchos) libros de César Vidal y Pío Moa (o utilíncelos a modo de papel higiénico, aunque miedo me da establecer contacto directo entre ciertas partes sensibles de nuestra anatomía con tamaños abortos literarios) y cuídenme de Andrea, que con tanto cacahuete de El Día me está quedando en los huesos (unos buenos anacardos es lo que le hace falta).

Hasta luego Lucas, que os vaya bonito (o merluzo), y que la fuerza os acompañe."

Papá Pingüino, 4 de junio de 2008


Ya han pasado 2 años y poco ha cambiado. Yo sigo aquí muerto de asco intentando estudiar; el culebrón eróitico-festivo de Highlanders intergalácticos sigue en mi mente (nuevo título a la vista: "El Laser de Luke Skylander"); y César Vidal y Pío Moa siguen asediándonos con sus libros. Eso sí, el Sporting ya está en Primera (el Oviedo, por contra, no se ha movido. Qué pena), y Andrea, que cambió de aires poco después de mi misiva, ha visto la luz y se ha pasado al equipo-anacardo. Chica lista. Lástima que haga tiempo que no vemos a nuestro Mistery Shopper preferido...aprenderemos swajili en su honor.

1 comentario:

Andrea dijo...

Jaja, ánimo camarada librero ;p