LA ELEGANCIA DEL PINGÜINO: Vade Retro, Guardiola

sábado, 12 de diciembre de 2009

Vade Retro, Guardiola


Guardiola no es perfecto. La prensa de la capital ha encontrado por fin su talón de Aquiles. Hasta ahora no se ha podido criticar a su equipo, porque juega como los ángeles y además, lo gana todo. Su educación y cultura ante los periodistas y rivales quedan fuera de toda duda, y además, el tío viste como un dandi. Pero, como catalán maloso que es, por fin ha levantado su máscara mostrando al mundo (y especialmente a España), su verdadero rostro maligno.

En la rueda de prensa del pasado Miércoles en Kiev, el entrenador blaugrana tuvo la osadía, ante la pregunta de los periodistas ucranianos acerca del uso del catalán en comparecencias de prensa donde solo le puedan entender los periodistas catalanes (relacionando el tema con la revolución Naranja y el conflicto de lenguas entre el ucraniano y el ruso), de afirmar que "es nuestra lengua. Somos un país con una lengua propia. Y cuando salimos, los que la usamos, la hablamos". Vade Retro Satanás. Se abrió la caja de pandora.

Guardiola es el hijo de diablo, porque habla catalán no solo en la intimidad (como el presidente Áznar) si no, lo que es de verdad un peligro para España, ¡en público! Por supuesto, nadie ha señalado que Guardiola no tiene ningún inconveniente en alargar el tiempo que haga falta las ruedas de prensa y contestar así en catalán o en castellano a las preguntas de los periodistas. Tampoco se señala que nunca ha contestado en catalán ante una pregunta en castellano. Claro que no, aquí lo importante es buscar cosas criticables. Y si además están relacionadas con el espinoso tema del nacionalismo, mejor que mejor.

Si se analizan fríamente sus palabras, no se puede apreciar en ellas ánimo de polémica ni un desdén hacia España y su lengua. Simplemente es una respuesta sincera que describe una realidad. Aunque, como no podía ser de otra manera, sus declaraciones han ocupado portadas y lugares destacados de los principales periódicos madrileños. La excusa perfecta.

Pero no nos confundamos, lo que ha dicho Guardiola nada tiene que ver (como algunos periodistas malintencionados han intentado hacernos ver) con las declaraciones políticas que el señor Laporta acostumbra a hacer, y que desde aquí, censuro sin ningún tipo de tapujo. Una cosa es que una persona tenga una ideología determinada, lo cual es muy respetable, y otra que un presidente de un club de fútbol utilice su calidad de máximo representante de esa entidad (que goza además de una repercusión mediática equivalente a la del presidente del gobierno) como plataforma de promoción personal. Muchos defienden la libertad de expresión del señor Laporta, la cual es muy respetable y legítima, pero no nos confundamos: el cargo que ostenta es tan importante que, según mi opinión, su libertad de expresión debe quedar, en asunto no deportivos, totalmente subornidada ante sus responsabilidades como presidente. Porque una cosa está clara, si a alguien le interesa hoy día la opinión de Laporta, es por el puesto que acapara. El día que deje de ocupar ese cargo (que será pronto), a nadie le importará lo que opine.

No se puede hacer, como Laporta, de una ideología personal la ideología oficial de una entidad. Tampoco se puede demonizar, como se ha hecho con las palabras de Guardiola, lo que no deja de ser la constatación de una realidad. Que el primero, a nivel personal quiera que Cataluña sea un estado independiente, me tira del pijo; pero que no lo pida representando al Barcelona. Que el segundo diga, en rueda de prensa oficial, que usa el catalán porque es la lengua de su tierra, es la cosa más normal del mundo. El que no lo entienda tiene un problema.

8 comentarios:

Toni dijo...

Estoy contigo en todos los aspectos del artículo Papa Pingüino...solo tengo una cosa que decir: ¿por qué sigues leyendo pseudoprensa deportiva. No te das cuenta de que resulta sumamente perjudicial para la mente, y el estómago?...¡Como disfrutas con la polémica eh, reconócelo!Un saludo.

Papá Pingüino dijo...

¡Hola Toni! ¡Qué bueno leérte de nuevo!

Lo reconozco sin pestañear. ¡Me encanta polemizar!. Y más si creo que tengo la razón (que suele ser casi siempre :) jaja) Por eso tengo un blog: para sentar cátedra cada vez que hablo (o mejor dicho, escribo) y poder polemizar con los cibernautas.

Respecto a lo de leer determinada prensa, tienes toda la razón, y mira que me lo dice mi padre, que no merece la pena...pero uno es débil. Además, si no la leyesa luego no podría increparla.

shantaram dijo...

me parece q te has pasao un poco con la mega importancia de laporta como presidente de un club de futbol.. q no deja de ser eso un club de futbol... ser presidente de un club no es mas q una tapadera para negocios e influencias... laporta simplemente allana su camino de cara a dar el salto a la politica... como otros presidente lo allanan para conseguir obras públicas para sus empresas...asi q no se a q viene tanta critica... solo hace lo q se espera de un presidente de un club de futbol

Papá Pingüino dijo...

Cierto Shantaram. La presidencia de un equipo de fútbol, lamentablemente, siempre suele ser utilizada para ese tipo de asuntos, pero no debería de ser así.

El FCBarcelona no es una S.A.D, no es una empresa que se pueda posicionar ideológicamente al antojo de un dueño. En primer lugar por una cuestíón de sentido común: estamos hablando de deporte; en segundo lugar porque, si en los estatutos del club no se dice nada al respecto, no tiene que venir un fulano, y a título personal (y temporal) a hacer de su bandera ideológica (hoy nacionalismo, mañana camunismo...)la posición oficial del club; y en tercer lugar: por no tirar piedras contra tu propio tejado. Lo que se trata es de tener seguidores, no de crearte animadversión gratuíta.

Muy interesante tu reflexión, como todas las que haces sobre fútbol.

shantaram dijo...

no estoy de acuerdo...no he visto pañoladas en el nou camp en contra de su presidente... será tal vez porque lo que opina el socio no difiere tanto de lo que opina su presidente? tampoco pienso que se trate de atraer seguidores... los seguidores se atraen con el buen fútbol y creo que eso ya lo ha conseguido... y lo mas importante... si crea detractores porque se posicione públicamente...habría que hacer una honesta y sincera introspección interior... ¿somos detractores porque hace esas declaraciones representando al club que te apasiona o porque te da cierto esquemor aceptar que el club al que sigues (presidente, directiva, jugadores y socios) defienden una postura similar de cara al independentismo?(bueno jugadores no q esos con jugar a la wii y cobrar tienen bastante.. parecen los mas tontos pero son los mas listos)

shantaram dijo...

ah y por supuesto...me parece bien que opine lo que le de la gana aunque sea presidente del barcelona... no creo que al convertirse en maximo responsable de un club haya firmado no expresar su condición política públicamente... el es persona con ideas propias y presidente..¿que va primero? como diferenciar lo q hace como persona y como presidente? ademas... como he dicho en el anterior comentario.. no creo que a los socios en su mayoria es parezca mal.. solo a algunos peperos... qe en cataluña creo q son como 3 o 4.

Papá Pingüino dijo...

Sí que ha habido pañoladas en contra del señor Laporta. De hecho el año pasado sufrió una moción de censura que apoyó mayoritariamente su destitución (pero que no llegó a consumarse por no alcanzar el porcentaje estipulado en los estatutos azulgranas). Y dados los resultados deportivos de la era Laporta, parece claro que la moción no denunciaba precisamente su gestión futbolística.

Sí, tienes razón en lo de que los seguidores se atraen con el buen fútbol, pero sin duda, se pierden con declaraciones como las de Laporta.

Respecto a qué causa el resquemor en sus palabras, no tengo dudas de que se trata de su filiación ideológica. Los nacionalismos en este país siguen resquemando. Pero a mí lo que me molesta no es que sea indenpendentista, que me parece muy lícito, sino que utilice al Barcelona como medio para expresarlo. Si mañana saliese Vega Arango diciendo que debemos votar al PP, al PSOE o IU, aquí se armaría la de dios es Cristo. Y con razón.

Y para finalizar, reitero lo dicho anteriormente: por supuesto que el presidente de una club de fútbol no ha firmado una clásula que le prohíba expresarse sobre los asuntos que quiera con total libertad, pero a nadie se le escapa que el cargo que ocupa (temporalmente, porque hay que recordad, de nuevo, que NO es una S.A.D.) requiere la suficiente responsabilidad como para no posicionarse en determinados temas, entre ellos los políticos.

Shantaram, gracias por tus comentarios.

¡A seguir polemizando!

Anónimo dijo...

Vampirín...
algún día se os acabará el chollo!!
ji ji ji... ¡y ahí estaré yo para forrar las paredes del vestuario con pósters!
jajaja

Kris Pingüina...
;-)